miércoles, 8 de julio de 2009

EL PERRO



El perro

Éste es un perro.
Una criatura que se ignora.
No sabe
que pertenece a una clase
-de cosa o bestia-, ignora
que la palabra perro
no lo designa a él en especial:
cree que se llama perro,
cree que se llama hombre,
cree que se llama 'ven',
cree que se llama 'muerde'.

Eduardo Lizalde

LOS OJOS DE LAS VACAS



...Un día
los caballos vivirán en las tabernas
y las hormigas furiosas
atacarán los cielos amarillos que se refugian en los ojos de las vacas.

Otro día
veremos la resurrección de las mariposas disecadas
y aún andando por un paisaje de esponjas grises y barcos mudos
veremos brillar nuestro anillo y manar rosas de nuestra lengua.
¡Alerta! ¡Alerta! ¡Alerta!...

Federico García Lorca

EL APRETADO CAUCE



De la sed

Quitadme incluso el mar;
incluso el apretado cauce de los arroyos,
las acequias ruidosas de insectos, los estanques
donde los peces muerden la soledad del agua;
quitadme la tormenta,
los carriles de lluvia resbalando en el vidrio,
el rocío que preña de gotas los jarales,
la humedad de la noche lastimando los trigos.
Quitadme incluso el mar.

(La única sed que temo es la sed de su boca.)

Josefa Parra Ramos

LAS COSAS CELESTES



...¡Adiós para siempre mis dulzuras todas!
¡Adiós mi alegría llena de bondad!
¡Oh, las cosas muertas, las cosas marchitas,
las cosas celestes que no vuelven más! ...

Alfonsina Storni
"¡adios!"

SE PROHÍBE



Se prohíbe

'Se prohíbe pegar carteles
en la tarde.' (Proclama el cartel,
pegado a un poste también imperativo).

En los portales yo escribo lunas nuevas
y viejas. Prominentes paredes, oscuras
siempre, cubren a los postes
con la dificultad de hallar
mis letras; despegadas
letras del atardecer, que conspiran
en la noche, contra la muerte,
en el cartel humano congregadas.

Héctor Rosales

UNA FLOR EN LA NOCHE



Hay una flor en la noche
que se esconde en un mirar,
si la miro me sonríe
si la miras tú brilla más;
nace siempre a media noche
buscando sirenas insomnes
y acaricia solitarios corazones
desbocando tenues ilusiones;
cuentan que surgen amores
al respirar su perfume
embriagando de poesía
las más eternas canciones...

María Narro

TIEMBLAN DOS FLORES



Tiemblan dos flores que se abren a la mañana,
cuando el primer rayo de sol rompe las tinieblas.
Tan solo un temblor sin palabras, una emoción
a lo siempre desconocido, una sensación
que van percibiendo, que crece, las trasmuta.

Flores que huelen y darán su esencia pura
al aire matinal que las abriga
y hace que se rocen levemente.
Un leve temblor lleno de alma.
Un sentimiento lleno de amor a la misma vida(...)
(...)Flores de verano.
Calor incierto entre tormentas sofocantes.
Tiemblan y se dan a la vida.
Y sueñan y no dejan de ser un sueño...

Johnny Salomon
"Flores de verano"

EL HORNERO



Pasto verde, pasto seco en San Antonio de Areco.
El hornero don Perico hace barro con el pico.
Un gorrión pasa y saluda:—¿No necesitan ayuda?
—No precisamos ladrones—le contestan los pichones.
Cuando el nido está acabado dan un baile con asado.
Doña Perica la hornera baila zamba y chacarera.
Vuelve el gorrión atorrante vestido de vigilante.
Haciéndose el distraído roba miguitas del nido.
—¡Papá! —gritan los pichones—,¡han entrado los ladrones!
Don Perico ve al gorrión y lo obliga a ser peón.
Doña Perica lo llama y lo obliga a ser mucama.
Los pichones, de niñera que les dé la mamadera.
El gorrión lava y cocina, barre, plancha, cose y trina.
Miren miren qué primor,un ladrón trabajador.

María Elena Walsh
"Milonga del hornero"

EL TREN DE LA TARDE



Cuando tomaba ese tren por las tardes camino del cielo
yo me sentaba muy quieta esperando el verte llegar
Tu aparecías de pronto cantando en mitad de la gente
bellos poemas que habías escrito solo para mí

Yo sonreía sintiendo el calor que cambiaba mi cara
y me sobraban las manos que ansiosas querían volar
hacia ese rostro de niño asombrado al que supe que amaba
aunque mi boca cerrada jamás lo intentara contar...

Mirta Pérez
"El tren de la tarde"

CASI CRUZO LA BARRERA



Casi cruzo la barrera
del espejo para ver
lo que no se puede ver:
el mundo cómo sería
si la realidad copiara,
y no al revés, el espejo
llena, por fin, de su nada.

Enrique Lihn

NAVIDAD



Navidad

Navidad: nave e vida,
iluminado bajel,
con un Niño timonel
y una estrellita prendida
en un pino de Noel.
Va en el aire prendida
por ángeles de papel,
y hay un cántico doncel
en su estela dividida.
Navidad: nave de vida.
Súbete pronto al bajel.
Ve que el niño te convida
y que su brújula fiel
es un corazón de miel.
Navidad: nave de vida.

Manuel Mujica Lainez